Aldo Pignanelli: “La presión fiscal no tiene antecedentes en la historia”

El especialista consideró que “se gasta mucho más de lo que se recauda”.

San Miguel de Tucumán, 2 de octubre de 2015

Aldo Pignanelli puso como ejemplo de la situación de quebranto de las actividades productivas del interior del país al “tractorazo” de los productores autoconvocados de grano y de caña de azúcar. “Tucumán es la expresión práctica de lo que está pasando con la política económica argentina”, enfatizó.

El ex titular del Banco Central (BCRA) estuvo ayer en la provincia y disertó en el marco de conferencias de la Fundación del Tucumán. En una charla previa con La GACETA, el economista remarcó que “la economía, que lleva adelante el actual gobierno, ha dejado fuertes desequilibrios, fundamentalmente, el déficit fiscal y la falta de dólares” que afectan a los segmentos económicos. “El Estado nacional gasta mucho más de lo que recauda, a pesar de que tenemos una presión tributaria récord. La presión tributaria es hoy la mitad de lo que producimos los argentinos. (Esto) no tiene antecedentes históricos. De cada $ 100 que producimos los argentinos, $ 50 se lo lleva el Estado. Encima, distribuye muy poco entre las provincias. Sólo $ 24 vuelven a los distritos subnacionales, una política que va en contra del federalismo”.

Afirmó que la emisión monetaria financia los “fuertes” desequilibrio y gasto fiscal y del gasto público. “Se emite mucha moneda y hay muchos pesos circulando, que al principio da una sensación superficial de cierto bienestar; pero después se debe pagar la fiesta de la emisión, como sucedió siempre en la Argentina. Y eso ocurrirá en el primer semestre del año que viene”, añadió.

El integrante del equipo económico del candidato a presidente por Una Nueva Argentina (UNA), Sergio Masa, dijo que el país ha dejado de tener balanza comercial “superhavitaria”. “Vendemos menos dólares de lo que compramos en mercadería”, dijo.

“Hoy, en la Argentina hay tres opciones electorales. Si gana (Daniel) Scioli seguirá (el actual ministro de Economía, Axel) Kicillof. El que toma las decisiones y se saca la foto con Scioli es Kicillof y no Miguel Bein (economista vinculado al gobernador bonaerense). Además, Bein dice muchas contradicciones y hay que tener en cuenta que viene de un pasado bastante complicado: fue viceministro de (José Luis) Machinea con (el gobierno de Fernando) De la Rúa y viceministro económico de Raúl Alfonsín. Trae consigo la hiperinflación y el desastre del 2001. Él fue el creador de la tablita de la retención a la ganancia de los salarios y de la caída del 13% de los haberes. Scioli dice que mantendrá el cepo y el atraso cambiario y que no hará grandes modificaciones, sino que irá de a poco viendo qué es lo que hace. Si se vota a (Mauricio) Macri, estarán (Federico) Sturzenegger, (Rogelio) Frigerio, (Carlos) Melconian, que son alumnos de Domingo Cavallo. Si se vota a Massa, volverá el equipo de Roberto Lavagna (ex ministro de Economía de Eduardo Duhalde y Néstor Kirchner), quienes fuimos los que manejamos la crisis de 2002”, enfatizó.

Por último, dijo: “Sabemos muy bien lo que hay que hacer con el país: apostaremos a la producción y a una profunda reforma tributaria que haga crecer la producción y el empleo; generaremos el crédito hipotecario que se ha perdido y se puede recuperar, porque la plata está y se encuentra en los bancos; regeneraremos la rentabilidad del sector privado; y fundamentalmente, utilizaremos los fondos públicos para generar trabajo”.