La campaña 2015 de limón tuvo más volumen de exportación

Las plantaciones limoneras ofrecieron una producción cercana a un 60% mayor al de la temporada 2014.

San Miguel de Tucumán, 18 de noviembre de 2015

La temporada 2015 se caracterizó por un mayor volumen de exportación de fruta fresca en relación con la campaña 2014 (25% superior) y una buena calidad pese a haberse tratado de un año marcado por diferentes contingencias climáticas que amenazaron con debilitar la calidad de la fruta, según informaron desde el sello de calidad ALL LEMON.

"Este año las plantaciones limoneras ofrecieron una producción cercana a un 60% mayor al de la temporada 2014, restando aún por cosechar fruta en árbol cuyo destino sería la industria. Sin embargo, ya estaríamos en condiciones de afirmar estos niveles de producción de la temporada 2015, lo cual siempre es positivo porque nos permite cumplir con nuestros clientes y llevar nuestra fruta a más destinos", explica Romain Corneille, presidente de ALL LEMON, en declaraciones difundidas por Fresh Plaza.

"Aún no alcanzamos los volúmenes estándares de años ’normales’ y el clima tiene que ver en ello. Cabe recordar que venimos de una temporada 2014 extraordinariamente mala en términos de producción (750.000 t) con una caída sobre esos valores ’normales’ nunca vista en la historia de la limonicultura, con lo cual cualquier número productivo conseguido ahora sobre el 2014 parecen ’enormes’.

"No obstante esta mayor producción a nivel total, la exportación de fruta fresca no ha seguido el mismo camino de crecimiento (25% sobre el 2014). Esto se debió fundamentalmente a que fue una campaña donde la fruta fue muy difícil de “trabajar” en cuanto a los aspectos de calidad. Esto llevó a que ALL LEMON doble sus esfuerzos de control, y se obtuvieron bajísimos rendimientos en los packings de las empresas miembros con tal de lograr en el producto final ’la calidad asegurada’ por ALL LEMON.

"Las altas temperaturas del verano primero, y luego este año las continuas e intensas lluvias registradas a finales de nuestro verano y principios de nuestro otoño, fueron los principales determinantes de lo ’difícil’ en términos de calidad que fue trabajar con la fruta esta campaña, dificultando la cosecha", explica Carlos Parravicini, vicepresidente de ALL LEMON.

"Es importante destacar, además, que una vez iniciada la campaña 2015, las condiciones meteorológicas fueron adversas y complicaron la operatoria de carga, como hacía tiempo no sucedía. Tuvimos un invierno altamente lluvioso. El área productiva de nuestro limón se diferencia generalmente de otras áreas mundiales por ser de inviernos muy secos, lo cual claramente no fue el caso de esta campaña. Pero de todas maneras, las empresas auditadas por ALL LEMON hicieron los mayores esfuerzos para intentar alcanzar los compromisos de volumen con sus clientes".

Durante esta campaña, ALL LEMON realizó controles diarios en las 22 líneas de empaque de las empresas auditadas. El equipo de inspectores del sello verificó más de 600.000 unidades de limón en forma personalizada para evitar riesgos que comprometa la calidad fruta, que arribó sin mayores inconvenientes a los principales mercados del mundo.

Entre las novedades del sello, se sumó un nuevo miembro a sus sistemas de control. Se trata de la empresa tucumana Lapacho Amarillo, productora, empacadora y exportadora de limón. En paralelo, tres compañías (Cauquén, Expofrut Argentina Univeg y Moño Azul) no pertenecen más a la Cámara Exportadores de Cítricos dueño del sello de calidad ALL LEMON.

Las empresas controladas por ALL LEMON son: Argenti Lemon, Cecilia Martínez Zuccardi, Citromax, Citrusvil, F.G.F. Trapani, Frutucuman, Juan Sigstad SRL, La Moraleja SA, Lapacho Amarillo, La Patria SRL, Latin Lemon, Ledesma, Pablo Padilla y San Miguel.

Por segundo año consecutivo, ALL LEMON ha aprobado en el pasado agosto la auditoria de la consultora internacional SGS para la certificación de la norma ISO 9001-2008 en lo que hace a su proceso de control de calidad.

"Este gran paso que da ALL LEMON acerca aún más tranquilidad y confianza a los clientes de las compañías auditadas, porque significa un plus en el producto que compran y que de otra manera no lo tendrían. El limón ALL LEMON marca la diferencia porque es sometido a controles de calidad extra. Todos sabemos que lo más apreciado por un cliente es la calidad. Tener el aval de la norma ISO 9001-2008 nos motiva a continuar apostando al profesionalismo como principal herramienta de superación", agrega Parravicini.

Fuente: Norte Económico